Tiempo de decir adiós

Llegó el momento de despedirse de este año 2014. Apenas quedan unas horas para que acabe y siempre me queda la sensación cuando algo termina que no supe aprovecharlo lo suficiente y que no supe aprender todo lo necesario.

Llegó el momento de las promesas y los propósitos. A decir verdad tengo una larga lista de cosas por cumplir que arrastro de varios años atrás, pero con mucha paciencia y serenidad voy cumpliendo mis metas y subiendo peldaño a peldaño, quizás algún día logre ser quien quiero ser.

Llegó el momento de los balances. En un lado lo positivo, en el otro lo no tanto, en un lado los que se fueron, en el otro los que vinieron y los que se quedaron, en un lado las lágrimas, del otro las sonrisas, en un lado las derrotas y los tropiezos y en el otro las victorias y los aprendizajes.

Este año la suerte estuvo de mi lado y fui rodeada de amor, cariño, dulzura, comprensión, besos amorosos de mi compañero de aventuras y besos babosos de mi amada pequeña campanilla. Y por si fuera poco despido el año junto con unos queridos amigos a los que la vida puso en mi camino, amigos de esos que deseas que todo el mundo tenga a su lado.

Les deseo un 2015 inmejorable en el que cada día puedan levantarse con una sonrisa.

¡Feliz 2015 señores!

Safe Creative #1610170251189

2 comentarios sobre “Tiempo de decir adiós

  1. Con princesas, príncipes y calabazas hemos comenzado el año. Empezar el año de cuento ha sido gracias a vuestra compañía. Para nosotros sois familia, campanilla y spiderman tienen feeling y a mi me encanta. Adoro vuestra sonrisa y vuestras risas. Puedo pasar horas a vuestro lado sin dejar de aprender… Os quiero, gracias por citarnos, es un honor.

    1. Amiga, agradecida y emocionada por tus palabras. El corazón repleto de cariño y amor por todos vosotros. Es muy fácil quereros familia.

Deja un comentario